La obesidad en las mascotas

La alimentación de los animales que se tienen en casa es muy importante y no todo el mundo le da el verdadero valor que tiene, un exceso de comida junto con la falta de ejercicio puede provocar que nuestro animales superen el peso que deben de tener llegando a la obesidad. Todos en algún momento paseando por la calle hemos visto a una gran bola de pelo que en teoría era un perro, pero el dueño no le da importancia a la cantidad de grasa que le sobra y las consecuencias negativas que puede tener para su salud. He puesto como ejemplo un perro, pero puede ser cualquier otra mascota como un gato, conejo, cobaya, hamster…

Cuando un animal ha pasado del sobrepeso a la obesidad puede desarrollar problemas de salud, entre ellos están problemas cardiovasculares,  respiratorios,  de movilidad además de reducir su calidad y su esperanza de vida.

Es necesario que cuando se alimenta a las mascotas se lea las instrucciones de la comida que se les da, la mayoría vienen con las cantidades ha a dar en función de la edad, raza y peso. Cuando no se tiene claro cuanta cantidad de alimento hay que suministrarlo o que marca elegir siempre se puede consultar con el veterinario para que aconseje cual es el alimento idóneo para la mascota.

Hay determinadas situaciones que hacen engordar a la mascota, además de la falta de ejercicio, por ejemplo el tipo de raza, hay determinados tipos de animales que son propensos a engordar, también cuando se les castra también puede aumentar la cantidades ingeridas y engordar.

El ejercicio es una parte fundamental para mantenerse en el peso correcto, aquellos dueños que sean activos con respecto a sus mascotas, es decir que los saquen a pasear a la calle, fuera de la jaula o se pongan a jugar con ellos durante un tiempo determinado al día, tendrán como beneficio unas mascotas sanas.

Cuando ya es demasiado tarde porque el animal tiene sobrepeso, se deberá concienciar que es necesario que el animal adelgace por las razones expuestas anteriormente y para ello deberá acudir al veterinario para que le aconseje cual es la dieta más adecuada, además de complementarlo con ejercicio. Nunca debe reducir la alimentación de golpe porque eso puede provocar en el animal ansiedad, lo mejor que puede hacer por su animal en ese momento es preguntar a un especialista y que le marque un calendario para ir reduciendo peso de forma escalonada.

Gato gordo

Originally posted 2012-08-22 10:18:10.