Perros de asistencia

Los perros de asistencia son aquellos cánidos que hacen más fácil las actividades diarias de sus dueños, estos pueden ser invidentes, personas que van en sillas de ruedas o aquellos individuos que tienen una movilidad reducida, o tienen problemas de audición…

Cada perro de asistencia esta adiestrado para unas cosas diferentes, mientras que para personas de movilidad reducida puede ser coger objetos del suelo encender o apagar la luz, o ayudar a quitar la ropa para otros puede ser ayudarles a desenvolverse en la calle o avisar de que llaman a la puerta. Las funciones de estos perros pueden ser muy variadas.

Los perros de asistencia pasan por diferentes periodos en su educación antes de ser un perro con funciones. Lo primero se hará una selección de los cachorros que mejor se puedan adaptar para ser perros con una finalidad determinada. A las 7 semanas no antes se le destetará de su madre y comenzará el periodo de sociabilización con una familia o con la persona que necesita los servicios del perro. Durante este periodo se ayudará al perro a que se habitúe a todas las situaciones, al ruido, a las personas, a los niños,  a otros perros u animales. Todo lo que se nos ocurre para que se adapte y no tenga problemas de adulto, en la relación o en situaciones ruidosas. También durante este tiempo se le enseñarán cosas básicas como andar a un lado sin tirar y obediencia básica como sentarse y pararse.

Cuando cumpla el año de edad se comenzará a trabajar con ese perro todas las actividades que se le quieran enseñar, para ello es necesario que una organización con personal especializado o un educador/a canino lleve a cabo este proceso. El periodo de aprendizaje puede variar en función de las cualidades del perro, de la dificultad de la tarea y de todas las posibles variables que puedan influir en ese proceso de aprendizaje para llegar a ser un perro de asistencia.

Mientras se está educando al perro es necesario que el cánido tenga relación con la persona que va a ser su dueña, durante ese periodo la persona también tendrá que poner en práctica las órdenes y crear vínculo con el perro. Es necesario que la persona reciba unas nociones básicas sobre el cuidado del perro y también sobre la necesidad de ser firme cuando le ordene al perro. Sí la persona nunca ha tenido un perro también deberá realizar ese aprendizaje para que la relación entre perro-persona sea lo más positiva posible.

<iframe width=”420″ height=”315″ src=”http://www.youtube.com/embed/9SNBBedS06A?rel=0″ frameborder=”0″ allowfullscreen></iframe>

Originally posted 2012-02-13 12:39:43.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>