¿Qué necesita nuestra mascota de nosotros?

1. Responsabilidad

Nuestras mascotas son seres vivos, las cuales igual que nosotros tienen necesidades  que hay que satisfacer, a nivel físico y a nivel psicológico. Nuestro animal de compañía no solo necesita que se le de agua, comida, se le asee… sino que también necesita cariño, comprensión, dedicación, tiempo

También es necesario tener planificados algunos aspectos, como por ejemplo donde se va a quedar si nosotros nos vamos de vacaciones o nos tenemos que ausentar unos días. Los animales no son objetos que les cojo y les dejo cuando me apetece, son una responsabilidad que hemos asumido por decisión propia y se debe actuar en consecuencia.

2. Tiempo

A la hora de elegir a nuestra mascota debemos tener en cuenta el tiempo que le podemos dedicar, existen animales que necesitan más atención que otros, por ejemplo los perros necesitan que se les saque a la calle hacer sus cosas, como caminar, jugar, relacionarse con otros perros… además de satisfacer sus necesidades fisiológicas.

El gato no necesita tanta atención, porque no hay que sacarle de casa pero también deberemos dedicarles tiempo, para ser alimentados, cepillados y también jugar con él.

Otros animales como tortugas, roedores ( conejos, cobayas, hamsters…) peces y pájaros, no exigen tanta atención, el tiempo de dedicación es menor que en perros y gatos, pero también será necesario dedicarles momentos de nuestra vida para darles comida, limpiarles la jaula, bañarles, cepillarles y en el caso de algunas de estas mascotas jugar con ellos.

3. Instalaciones

Cada mascota necesita unas instalaciones diferentes donde vivir, algunos necesitan jaula, otros acuarios, refugios, cajas de arena… Cada animal tiene sus particularidades y los objetos e instrumentos de su vida diaria de ser los adecuados para él. Los animales necesitan tener su espacio, por ejemplo en el caso de los conejos la jaula debe ser del tamaño suficiente para que se pueda mover, tumbar… En el caso de los cánidos y felinos tienen que tener unos comederos donde puedan comer a gusto.

4. Atención veterinaria

El acudir al veterinario no solo debe realizarse cuando nuestra mascota esta enferma, sino que debemos prevenir la aparición de enfermedades a través de las vacunas. Los perros y gatos tienen su calendario de vacunación.

Cuando nuestro animal es un cachorro, debemos ir al veterinario a que le ponga el chip identificativo, esto es importante en caso de pérdida poder recuperarle.

5. Educación

A todos los animales se les debe enseñar nociones básicas de como comportarse. Algunos aprendizajes serán simple e irán dirigidos al aprendizaje de donde se debe hacer las evacuaciones de orina y heces. Otras enseñanzas serán más complejas y tendrán que ver con la obediencia básica, como responder a la llamada, sentarse, estar junto…

animalillos

Originally posted 2011-07-07 16:03:47.

El comportamiento de los cobayos

Los cobayos son roedores, también se llaman conejo de indias, estos animales conviven con nosotros  como mascotas desde hace 500 años. El temperamento de estos pequeños roedores es muy afable, no tienen problema a la hora de que  los manipule un humano, eso sí habrá que acostumbrarlo desde el primer día que llegue a casa, si no se hace es posible que ponga algún tipo de impedimento a la hora de cogerlo, entre las acciones que realiza para demostrar su disconformidad está el moverse según se le tiene cogido, correr por la jaula y/o emitir sonidos que demuestran que no esta a gusto, a veces incluso puede mover las patas traseras para apartar nuestra mano. Estas acciones que realiza para mostrar su desacuerdo no son nada agresivas, es muy extraño que una cobaya llegue a morder, si lo hace es que esta muy cansada de nosotros o que no se la ha socializado nada, por lo general estos roedores son bastante pacientes y si tienen miedo su comportamiento más habitual será quedarse quieto como una estatua.

Para evitar tener una cobaya arisca, es necesario tocarla y hablarla desde el primer momento que llega a casa, es posible que los primeros días no se mueva en absoluto pero necesita coger confianza. Además se la puede peinar, sobre todo si es de pelo largo se la debe cepillar diariamente para evitar que se la hagan nudos y es un buen momento para estrechar lazos con nuestra mascota.

Otra forma de conseguir su confianza es aprovechar el momento en el que la dejamos salir por la habitación para estar presentes, al principio no nos acercaremos a ella, según vayan pasando los días se puede reducir el espacio progresivamente hasta tocarla, al principio no se dejará coger con facilidad porque está a gusto fuera de la jaula, según vaya asociando que va a tener más momentos de libertad será más sencillo que se deje coger.

Con la alimentación se puede incrementar el vinculo, sobre todo con las verduras, frutas y hortalizas, esto las gusto mucho y podemos aprovechar para darle algún trocito cerca de la boca.

Por último decir que las cobayas son animales sociales, esto quiere decir que viven en grupos, por lo que la podemos dar una compañera/o de su especie o de otra siendo roedor, por ejemplo con  un conejo harán manada entre ellos y hará que se sienta más a gusto. Lo que sí es importante es evitar la convivencia de varios cobayos juntos, los machos tienden a pelear por la hembra y cuando lo  hacen  se muerden los genitales, lo que ocasiona muchos problemas en el hogar.

 

Originally posted 2012-07-13 10:56:41.

Mascota. Las cobayas

Otra de las mascotas que se ha puesto de moda, entre los más pequeños de la casa debido a lo achuchables que son además del poco espacio y los pocos cuidados que necesitan son las cobayas.

Existen tres tipos de razas que se van a diferenciar unas de otras por el tipo de pelo que tienen a partir de las que se detallan a continuación se originan el resto.

 

v     La Abisinia: Esta raza tienen el pelo áspero y tieso, tienen remolinos que forman algo parecido a una cresta.

v     Peruana: Son de pelo largo y suave.

v     Americana o inglesa: Estas son las más conocidas, su pelo es corto, liso y recto, pueden tener varias combinaciones de colores, entre los más habituales están los colores rojos, blancos, negro y marrón. Pueden variar entre dos o tres colores o llegar incluso a tener una variedad de 36 colores.

Estos roedores tienen los ojos a los lados, lo que hace que tengan una buena visión, solo tiene una particularidad y es que no controlan bien las distancias. Este dato es  importante cuando les tengamos cogidos en brazos o les hayamos dejado en un lugar alto solas, porque pueden lanzarse al suelo pudiendo sufrir algún tipo de accidente.

Su temperamento es bastante afable, les gusta la compañía, si puede ser de su misma especie mejor pero la humana les gusta también. Estas mascotas su forma de defenderse ante las amenazas es quedándose quietas, para pasar desapercibas, hay que tener en cuenta que son animales de presa y no son muy rápidas así q su forma de evitar un ataque es permaneciendo estáticas hasta que pase el peligro.

Las cobayas cuando quieren llamar nuestra atención realizan una serie de sonidos, algo parecido a un ronroneo o sonidos pequeños. No muerden salvo que no les guste lo que les estamos haciendo, que entonces nos avisarán con un pequeño mordisco, pero para llegar a ese extremo les hemos tenido que agotar la paciencia, como he dicho son muy afables y se dejan acariciar sin problema.

Si les juntamos con un macho porque que queremos tener crías hay que esperar con tranquilidad, porque estas mascotas las cuesta procrear, si se ha quedado embarazada, tardan unos 68 días en dar a luz y pueden tener entre 1 y 9 crías.

Por último su alimentación, esta  principalmente compuesta de verduras y hortalizas porque son animales herbívoros, debemos darles alimento con alto contenido en vitamina C, y completarlo con heno, para que desgasten los dientes y agua para que estén bien hidratadas.

 

 

Originally posted 2011-04-23 10:28:08.

Enfermedades de las cobayas

Descubrir que nuestra cobaya está enferma a veces es sencillo porque no quiere comer, beber o jugar, o presenta síntomas claros de enfermedad a través de las heces, heridas… pero a veces los síntomas no son tan visibles y debemos fijarnos en otros aspectos, como por ejemplo en sus ojos. Estos roedores habitualmente suelen tener los ojos brillantes y húmedos, si se muestran al revés, hundidos, es síntoma de que algo le pasa a nuestra mascota. Otro detalle es observar su nariz, si la tiene taponada es señal inequívoca de que está enferma y debemos llevarla al veterinario.

Entre las enfermedades más comunes que presentan estos roedores están:

  • Diarreas. Al igual que los humanos, pueden presentar esta enfermedad cuando comen algo que no les sienta bien o que está en mal estado. Hay que tener en cuenta que estos animales se alimentan de verdura, hortaliza y fruta, que son alimentos que se ponen malos con bastante facilidad. Otra razón es el cambio de dietas, es decir, que les demos alimentos que no están acostumbrados a comer o también porque se haya empachado y tenga que soltar el exceso de comida por alguna parte. Para lograr que se recupere nuestra cobaya la tendremos unos días a dieta. Cuando la diarrea presenta un color negruzco y un olor fuerte y el ano irritado deberemos acudir a nuestro veterinario porque necesitará un tratamiento.
  • Insolación. Si muestra cobaya está al aire libre hay que tener en cuenta que por encima de los 22-23 grados estos animales lo pasan mal y le puede dar un exceso de calor. Cuando a nuestra cobaya le da una insolación deberemos envolverla en una toalla empapada de agua fría bien escurrida del exceso de agua. Esto servirá para bajarle la temperatura. Recordad que en verano con temperaturas altas es necesario tener a nuestras mascotas en lugares bien ventilados y frescos y mojarles pasándoles nuestras manos húmedas.
  • Falta de vitamina C. Es necesario que esta vitamina esté presente en su alimentación a través del pienso y de las diferentes hortalizas, verduras y frutas. Si está ausente o no le damos aportaciones necesarias, pierden peso y vitalidad. Debemos acudir a su veterinario para que le dé el tratamiento necesario porque sino las consecuencias pueden ser fatales llegando a ser mortal.
  • Trastorno en los dientes. Los dientes de estas mascotas crecen y es necesario desgastarlos. Para ello les daremos heno, que es la forma de limarlos de manera natural. Sino les damos suficiente o no come lo necesario deberá visitar al veterinario para que se lo lime a través de una operación.

Originally posted 2011-06-01 12:48:36.

Cuidados para nuestra cobaya

Para comenzar este artículo hablaremos de la alimentación de estos roedores. Son herbívoros por lo que su alimentación va a consistir en forraje, verduras, frutas y pienso. Cuando hablamos de forraje nos referimos al heno que, al igual que en el caso de los conejos es indispensable para el desgaste de los dientes. Todos los días le haremos una ensalada que contenga hortalizas, verduras y frutas que contengan la vitamina C,  ya que este animal no es capaz de sintetizar esta vitamina y por eso se lo debemos introducir en la dieta, los alimentos que podemos darle en la ensalada son zanahoria, acelgas, pepino, lechuga… y procuraremos no abusar de la fruta porque contiene mucho azúcar. También le daremos pienso. Muchos de ellos están enriquecidos con vitamina C. Tampoco debemos abusar porque les hace engordar, así que simplemente le daremos un puñado una vez al día.

Los elementos que debemos poseer para el cuidado de nuestra mascota, son una jaula, que sea amplia de las mismas dimensiones que se utilizan para los conejos para que pueda moverse sin problemas.

En el suelo de la jaula colocaremos viruta para que absorba. Le colocaremos un recipiente donde le echaremos la comida cada día un biberón de agua colgado de la jaula para que pueda beber siempre que quiera. Para que esté más cómoda le podemos colocar una pequeña caseta donde pueda entrar cuando le apetezca a dormir.

El mantenimiento de la jaula lo realizaremos una vez a la semana más o menos, dependerá un poco del tipo de viruta que le coloquemos si es tipo serrín se lo cambiaremos 1 o 2 veces a la semana, si es del tipo cilíndrico 1 vez a la semana o a los 15 días. Eso sí le haremos una limpieza más profunda una vez al mes para desinfectarla bien.  El agua del biberón se lo cambiaremos todos los días.

Peinaremos a nuestra cobaya, siempre dependiendo del tipo de pelo que tenga. La cepillaremos todos los días si es de pelo largo, sino cada dos o tres días bastará para evitar que se le formen nudos. Cada 3-4 meses le daremos un baño con el champú especial para roedores.

La dejaremos salir de la jaula todos los días más de 1 hora para que estire las patitas y corretee un poco. Durante el día en función de la climatología la podemos tener en el interior de la casa o fuera en una terraza o al aire libre. La temperatura óptima para esta mascota esta entre los 18º y 24º grados. En verano si hace mucho calor en el interior de nuestro hogar nos podemos mojar las manos y pasárselas por el cuerpo para refrescarla.

Originally posted 2011-05-05 17:57:43.