Aves de compañia

Las aves de compañía por lo general pertenecen a una de dos familias de aves:

Por un lado, la familia de los psitácidos es el tipo más común de aves de compañía y se caracterizan por tener un pico curvo resistente. Ejemplos de este grupo son periquitos, cacatúas y loros

Psitácidas pueden llegar a ser muy mansos y muchos son buenos conversadores, sin embargo, sus necesidades de atención son muy superiores a los Paseriformes.

Por otra parte las aves paseriformes suelen ser pequeñas y tienen picos puntiagudos rectos, cortos, e incluye los canarios y los pinzones. Muchas aves paseriformes tienen cantos o chirridos atractivos. No hablan, son criados en cautividad y tienen necesidades de atención moderados.

Para proporcionar el mejor cuidado para su pájaro hay que tener en cuenta:

Viviendas

Las jaulas deben ser preferentemente de cable (no de bambú) y sin objetos que sobresalen afilados. Las jaulas no deben ser soldadas con soldadura a base de plomo porque éste es tóxico si se ingiere.

Las jaulas deben ser lo más grande posible. Preferiblemente deben ser lo suficientemente amplia para que las aves puedan moverse libremente a los diferentes niveles de perca.

La jaula debe ser lo suficientemente grande para su pájaro para expresar sus inclinaciones naturales para moverse, a batir sus alas y acicalarse sin tocar los lados de la jaula.

Una
bandeja de metal cubierta con papel debajo de una rejilla permite una fácil limpieza de los excrementos y desechos de comida.

La mejor percha se puede hacer de ramas de los árboles naturales tales como frutas y árboles de cítricos. Las perchas naturales ofrecen una base firme y el ejercicio, en comparación con polos lisos redondos o perchas de plástico.

Las uñas deben ser recortadas por un veterinario o una persona con experiencia en la realización de esta tarea.

Colocar perchas de tal forma que las heces de las aves no contaminen los alimentos o el agua.

Cubrir la jaula en la noche, ya que proporciona una sensación de seguridad y evita corrientes de aire.
 
Medio ambiente

Las jaulas han de colocarse en una habitación con una ventana. En los meses más cálidos y puede ser llevada fuera, pero asegurándose de que haya sombra disponible.

Es importante darle al pájaro un recipiente con agua para bañarse varias veces a la semana, o usar un atomizador de agua para rociar las plumas de su ave.

El ave debe tener un ambiente seguro para explorar si lo deje salir de su jaula.

Alimentación

Las aves necesitan nutrientes de los cinco grupos de alimentos.

  1. Granos, cereales, semillas: Hasta un 50% de la dieta total debe consistir en pan integral, pasta, arroz integral cocido, nueces enteras.

  2. Legumbres y hortalizas frescas: Hasta un 45% de la dieta total. Ejemplos incluyen la espinaca, zanahorias, perejil, calabaza (incluyendo las semillas) Y maíz.

  3. Fruta fresca: Las frutas, junto con la carne y los productos lácteos, deben comprenden sólo alrededor del 5% de la dieta total, pero son importantes y no deben ser pasados por alto. Las frutas frescas son melón, albaricoques, manzanas, uvas, bayas. Advertencia: Los aguacates son tóxicos para las aves.

  4. Proteína: Estos incluyen productos de tofu, carne de res, pollo, pescado, huevos cocidos, cacahuetes, habas o frijoles.

  5. Lácteo: Las aves también requieren más de este grupo que incluye requesón, quesos duros, cáscara de la ostra.

Si un pájaro se niega alimentos de este grupo, entonces los suplementos de calcio en la tableta triturada o líquido se pueden mezclar con otros alimentos.

Es aconsejable tener contenedores separados para semillas, comida fresca y agua. Presentar siempre los alimentos frescos en pequeñostrozos, no en trozos grandes. Los alimentos frescos tienen que ser retirados después de un máximo de ocho horas.

Alimentos y contenedores de agua deben limpiarse diariamente y desinfectarse una vez a la semana en el lavavajillas o fregar con agua caliente y jabón y enjuagar bien.

Cuidado de la Salud Preventiva

El cuidado normal implica recortaruñas, pico, y ala.

Evitar

Papel de lija en perchas a medida que aumentan los problemas del pie

Aerosoles ácaros o recipientes colocados en la jaula 

Los contaminantes del aire como el humo del cigarrillo, utensilios de teflón sobrecalentados, insecticidas en aerosol, el acceso a la madera tratada o pintada, cedro.

Plantas de interior venenosas.

Atención médica

Se puede evitar muchos problemas de salud, asegurando que se obtiene un ave sana en el principio.

Las aves y otros animales exóticos son maestros en ocultar la enfermedad. Los primeros signos de un ave enferma suelen ser sutiles y pasar desapercibidos.

Pero hay que consultar al veterinario inmediatamente si se nota cualquiera de los siguientes:

Apariencia: perdida de plumas, debilidad, sentado en suelo de la jaula, hinchazones en el cuerpo, sangrado.

Respiración dificultosa, sibilante o clics, meneo de la cola.

Excrementos: demasiado mojado, no de color blanco, el cambio de la parte oscura.

El consumo de alimentos: si aumenta o disminuye.

Comportamiento: deja de cantar, inactivo, duerme más tiempo.

Originally posted 2013-07-10 07:46:45.

Los canarios y el parásito piojo rojo

Una de las amenazas que se puede encontrar una persona si tiene como mascota un canario es un parásito denominado piojo rojo, estos parásitos son minúsculos, su tamaño está por debajo del milímetro pero pueden hacer bastante daño a la mascota hasta tal punto que puede llegar a morir. El piojo rojo se nutre de sangre y es a lo que se dedica se ha invadido la jaula del ave.

El piojo rojo tiene hábitos nocturnos, por lo que ataca por la noche, no solo a los canarios sino a los animales vertebrados en general. Los síntomas más comunes que presentará el animal si es atacado por el parásito es reducción del color de su pelaje, es decir que si tiene un color vivo como el amarillo, verde, naranja, éste se irá apagando por los ataques nocturnos continuos de este parásito. También se podrá saber por el comportamiento del canario si se pasa el día rascando diferentes zonas del cuerpo.

Como hemos dicho el piojo rojo solo se mueve por la noche, por lo que sera en ese periodo de tiempo cuando le intentemos detectar para saber con seguridad si se tiene un inquilino en la jaula. Hay dos opciones para averiguarlo, la primera es acercarse a la jaula por la noche con una linterna, si se detecta un bicho minúscolo rojo eso es que la jaula está infectada. La segunda opción es tapar la jaula con un paño blanco limpio cuando llegue la noche, a la mañana siguiente se verá si existe o no este parásito porque habrá alguno pegado al paño.
La presencia de estos parásito viene determinada principalmente por la falta de higiene de la jaula, es importante mantener limpios todos los enseres del canario, jaula, bebedero, comedero, y resto de objetos que contenga. Cuando ya es un hecho que este parásito habita con nuestro canario, lo primero que se debe hacer es sacar a la mascota e introducirla en una nueva jaula, bien nueva o bien que se tenga claro que esta limpia de parásitos. Una vez dentro de un hogar seguro, se le pulverizará con insecticidas inocuos, antes de comprar uno se preguntará a la persona encargada de la tienda de animales. Con la jaula vieja se procederá hacer una limpieza integral, se la meterá en agua con lejía para desinfectar juntos con todas las pertenecías del canario.

Se pueden tener una serie de precauciones para evitar el ataque, una de ellas es utilizar jaulas metálicas de fácil limpieza evitando en lo posible las que están hechas de madera.Por último ser meticulosos con la limpieza, es fundamental hacer una limpieza integral una vez a la semana para prevenir enfermedades y ataques de parásitos.

Originally posted 2012-04-04 11:29:32.

Las mejores especies de pájaros para los niños

En el momento que se decide adquirir un ave como máscota hay que tener en cuenta que hay especies más adecuadas para los niños/as que otras, por temperamento, por colorido y por adaptabilidad. Las aves son animales de presa, esto quiere decir que hay otros animales más grandes normalmente pájaros que las cazan, esto tiene como consecuencia que sean muy asustadizas, por lo que nuestros movimientos deben ser suaves incluso el hecho de cogerlas no debe realizarse con la mano cerrada porque esa acción puede tener como consecuencia un picotazo al verse sometidas.

Teniendo esto en cuenta a continuación voy a poner especies aconsejables para aquellas casas donde hay pequeños.

Periquitos

Posiblemente esta especie es la más popular para tener en cualquier hogar, son aves de temperamento muy afable, son de tamaño pequeño y muy fáciles de manejar. No suelen poner problemas en el momento de que las cojan, porque les gusta la compañía, tanto es así que se la puede dejar la jaula abierta para que entre y salga cuando le apetezca y seguramente se posarán en nuestro hombro cuando cojan confianza. Estos animales son sociales por lo que la mejor opción es adquirirlos en pareja.  Viven bastantes años, con una calidad de vida adecuada pueden llegar a vivir 15 años. Si tienen paciencia y ganas de enseñarle trucos a su mascota, los periquitos pueden llegar a pronunciar algunas palabras.

Ninfas

A estos pájaros se les reconoce fácilmente por el plumaje colorido de la cabeza, su origen es el mismo que el de los Periquitos, vienen de Australia por lo que ambos necesitan una temperatura cálida durante todo el año. Esta ave es de tamaño medio, mide 30 centímetro pero su carácter es muy afable, no emite ningún tipo de sonido algo de agradecer cuando sale el sol, porque hay especies muy ruidosas, en el caso de las ninfas son muy tranquilas. Este pájaro llamará mucho la atención sobre todo si se tienen niños pequeños porque su plumaje es muy colorido y vistoso. También es importante saber que estas aves tienen una salud fuerte, es complicado que una ninfa enferme, algo a tener en cuenta cuando no se quiere explicar la pérdida de un animal.

Agapornis

Estos pájaros son loros pequeños son muy sociables, por lo que se dejarán coger con facilidad, sobre todo si se cogen los llamados agapornis papilleros que son aquellos que han sido alimentados por los humanos en vez de por las aves de su misma especie. Son aves que las gusta jugar por lo que no se aburrirán con ella.

Originally posted 2012-07-29 08:26:39.

Cómo debemos cuidar a nuestro loro

En este artículo vamos a establecer qué cuidados debemos tener en cuenta sobre la alimentación, el hogar y la higiene principalmente.

Jaula

Nuestra ave tiene que tener una jaula lo suficientemente amplia para que pueda extender sus alas completamente y pueda revolotear por ella. Las medidas aconsejables para vivir un solo ejemplar son de 120 x90x90 cm. Estas medidas son aproximadas ya que van en función del tamaño que posea nuestra mascota, hay que tener en cuenta que estas aves oscilan entre los 12 y los 30 cm. Es importante que puedan abrir las alas y su cola que es bastante larga, no toque el suelo.

Si decidimos tener más de un loro para que tenga siempre compañía es aconsejable que sea de la misma raza para evitar los posibles conflictos que puedan surgir en la convivencia.

La jaula estará equipada con recipientes para la comida y el agua, perchas que van de un lado a otro de la jaula para que pueda apoyarse y revolotear de una a otra. Podremos poner otro tipo de objetos para que nuestra ave se entretenga como un columpio, cascabel, campana, escalerita, y ramas de sauce para que se dedique a mordisquear. Podemos poner todos los juguetes que consideremos oportunos para evitar que nuestro loro se aburra, en las tiendas de animales podemos encontrar una gran variedad de ellos.

El suelo de la jaula, lo cubriremos con la arena que se usa para las bandejas de excrementos de los gatos, la limpiaremos con cierta asiduidad, unas 3-4 veces a la semana, evitando que se acumulen excrementos y trozos de comida oxidados o malos. Una vez al mes haremos una limpieza integral de la jaula y de los objetos de nuestra ave para desinfectarlos a fondo.

El hogar de nuestra ave exótica lo colocaremos en un lugar luminoso en el que pueda ver a la gente por la ventana, la habitación de la casa más aconsejable será aquella donde pasemos más tiempo, ya que los loros son pájaros sociables que les gusta el contacto con las personas, si le ubicamos en un lugar donde casi no le podemos prestar atención, el carácter de nuestra mascota cambiará volviéndose más agresivo o desarrollando síntomas de ansiedad.

Alimentación

La comida que suministramos a nuestra mascota no debe diferenciarse en exceso de la que ellos comen en su hábitat natural, en diversas zonas de América del Sur, allí se alimentan principalmente de semillas de girasol, avena, cañamón, maíz, arroz, trigo, mijo…. A parte de darles este tipo de alimento, le complementaremos la dieta con trozos de fruta, como pera, manzana, plátano, uva… También añadiremos verduras y hortalizas a su alimentación (zanahorias, brócoli, nabo, col..)

Es importante que no nos obcequemos en darle todos los días lo mismo porque puede tener consecuencias negativas. La primera respuesta de nuestra mascota por tener una alimentación monótona y rutinaria es que enferme porque no tiene suficiente aporte vitamínico y de la enfermedad derive la reducción de años. Otro de los resultados de una dieta poco adecuada es que nuestra mascota se aburra y deje de comer, rechace todo el alimento que le pongamos y se dedique arrancarse las plumas.

Originally posted 2011-05-28 21:59:32.

Ninfa, la mascota que todos quieren tener

No son muchos los que conocen a estas aves de maravillosa belleza y canto estimulante. Su nombre científico es Nymphicus hollandicus y su tamaño oscila entre 25 y 30 centímetros aproximadamente. Pesan entre 80 y 100 gramos nunca superando este último peso.
La esperanza de vida de las Ninfas es de unos 15 años si vive en un buen entorno, aunque si tiene muchos cuidados, su comida es natural y lleva una buena dieta hay veces que llega a algo más de 20 años. Se puede decir que para ser una mascota tiene una esperanza de vida muy considerable. Continua leyendo “Ninfa, la mascota que todos quieren tener”

Originally posted 2014-04-03 19:00:02.

Repite, repite, Lorito

Hay que ver que lo primero que asociamos a los loros es su facultad de repetición y su imitación de todo lo que decimos y sin embargo resulte tremendamente difícil y agotador enseñar una frase graciosa. Pero peor es cuando decimos una sin querer y la repiten siempre.

¿Por qué pasa esto?, ¿por qué retienen unas frases sí y otras no? Es un misterio por qué para algunos enseñar a hablar a estos animales es una gran experiencia de aprendizaje para mascota y dueño y para otros es un ejercicio desesperante y se convierte en una verdadera condena.

Resulta que ahora nos hemos enterado que no es tanto nuestro problema como el juego de otros factores como la clase de especie, la personalidad del ave, la edad, la relación que mantengamos con él y, como no, la técnica que utilicemos.

Especies más dadas a ser parlanchinas

Si queremos tener un ave que pueda imitar sonidos es importante elegir bien una especie que tenga tendencia a ello, mejor aún si también posee la facultad de vocalizar (aunque nos sorprenda, las hay).

Una de las especies que más capacidad tiene a reproducir sonidos es el loro gris africano, algunos amazonas como el frentiazul, el frentiroja y el real; algunos guacamayos, las cacatúas y/o los mainates. Aunque son más propensos a realizar sonidos no tenemos que olvidar que nosotros debemos tener paciencia y constancia en enseñarles, pues es un trabajo de ambos.

¿Cómo enseñarles?

Como no nos cansamos en repetirte, lo más importante que debes tener es paciencia, todo aprendizaje tiene su curso y su tiempo a emplear. Es importante tratar bien al animal, incluso tratarle como si fuera un niño, con el mismo cariño y mimo. Así se sentirá querido y proporcionaras un ambiente agradable y confiado para que se sienta seguro, lo que hace que sea más receptivo.

Debes saber que el aprendizaje es mejor cuando es individualizado, esto quiere decir que si tienes varias aves les enseñes de una a una. También es importante que cada vez que regreses a tu hogar les dediques unos mimos y hables con ellos. Así cada vez que te vean asociaran tu presencia con las frases aprendidas. Usándolas como si de un saludo se tratara.

¿Qué palabras usar?

Como en todo en la vida, la primera palabra debe ser más fácil y las siguientes podrás complicarlas poco a poco. La forma de enseñar es mediante repetición, manteniendo la atención del ave. Para ello le repetiremos esa palabra muy cerca, pero sin llegar a atosigarla ni aburrirla. Dejándole sus tiempo también.

Es importante el tono de voz que utilicemos. Preferiblemente tonos agudos, por lo cual es mejor que le enseñe una mujer o niño que un hombre.

Recuerda que son animales, por lo cual intenta ser tú el sujeto racional siempre.

 

Originally posted 2013-05-14 19:00:38.

Los Guacamayos como mascotas

Es una especie de pájaros tropical que provienen de la zona del Perú, Bolivia, Mexico… y que podemos tener como mascota. Posiblemente todos, en algún momento, hemos visitado un zoo y hemos visto el espectáculo de estas aves coloridas, las cuales son capaces de reproducir sonidos formando palabras. Existen 13 especies de guacamayos cada unos con sus particularidades no sólo físicas sino en actitudes, lo que hace que algunos tengan mejor comportamiento que otros.

Los guacamayos a simple vista son muy coloridos, lo que hace que podamos diferenciarlos en función del color del plumaje. Aquí vamos hablar de algunas especies que podemos tener en casa ya que tienen un comportamiento adecuado para convivir como mascotas.

  • Guacamayo azul y amarillo. Tienen un carácter afable, son cariñosos activos y juguetones, son características que pueden hacer que nos decantemos por ellos. Emiten sonidos y son capaces de reproducir entre 20 y 30 palabras y son poco ruidosos para aquellos que les guste la tranquilidad.
  • Guacamayo de alas verdes. Son muy ruidosos, todo lo contrario al anterior, pero tienen un carácter tranquilo y amistoso. Este ave en particular destaca por el pico. Es capaz de romper cualquier objeto que agarre con el pico como por ejemplo los botones. Si solo tenemos un ejemplar en casa serán más silenciosos que si están en compañía pero cuando le apetezca, hará mucho ruido.
  • Guacamayo Jacinto. Esta especie es igual de ruidosa que la anterior por lo que si nos gusta el silencio y la tranquilidad deberemos optar por otras especies. Si nos da igual el ruido es un tipo de pájaro a elegir porque son cariñosos, afables y juguetones. A pesar de la dureza del pico, que como los anteriores pueden romper cualquier objeto, podemos dejarles jugar con nuestras orejas o con nuestros dedos porque son bastante sensibles y cuidadosos y no nos harán daño.
  • Guacamayo noble o también llamado guacamayo Hans. De la familia de los guacamayos, son los más pequeños de las 13 especies. También son bastante buenos como mascotas por su carácter tranquilo. No son excesivamente habladores pero les gusta mucho jugar. De todas las especies posiblemente son los que menos atención reclamen a su dueño.
  • Guacamayo rosado. Este ave posiblemente sea la más conocida entre los guacamayos debido a su plumaje tan vistoso. Durante mucho tiempo fueron usados en la viticultura pasando de ser compañero de trabajo a ser una mascota en el hogar. Como las especies anteriores podemos recomendarla por su carácter tranquilo y cariñoso.

Originally posted 2011-05-26 17:16:54.

El canario y sus cuidados

Como todas las mascotas que llevamos a casa, los canarios, estos pájaros cantores, también necesitan una serie de cuidados para que estén a gusto y sus vidas sean largas y felices en nuestro hogar.
Entre los elementos a tener en cuenta están los siguientes:

La Jaula
Lo primero que pensamos cuando tenemos un canario es darle un hogar y para ello compraremos una jaula. En las tiendas de animales podemos encontrar una gran cantidad de jaulas, todas ellas diferentes en función del material utilizado, la forma y el tamaño. Posiblemente nuestra elección venga determinada por un factor determinante como es la funcionalidad, es decir la que mejor se limpie, y en la que mejor se vea a nuestro canario, ya que existen materiales que hacen que sea dificultosa la observación de nuestro pájaro.
Si nuestro canario va a ser presentado en concursos, deberemos tener una jaula de madera porque es la que se exige en estos eventos, sino cualquier otro material será más adecuado porque facilita su limpieza. Lo que sí que tendremos en cuenta a la hora de comprarla es la forma, esta deberá ser cuadrada o rectangular y evitar las circulares. El motivo es porque en este tipo de jaulas los pájaros se desorientan y no pueden establecer su territorialidad.
Es necesario que la jaula sea amplia, que tenga suficiente espacio para que nuestro canario se pueda mover, también tendrá dos perchas para que pueda ir de otra según le apetezca.
El fondo de la jaula lo elegiremos con una bandeja deslizable para que así sea más fácil su limpieza.
El lugar idóneo para colocarlas será aquel punto de nuestra casa que esté suficientemente iluminado, que no tenga corrientes de aire y que no tenga excesivo calor. Le mantendremos siempre en el mismo lugar, porque si estamos constantemente cambiándole de lugar le provocaremos a nuestra pequeña mascota inseguridad y stress.

Alimentación.
Es importante que la alimentación de nuestro canario sea la adecuada, sino lo es, enseguida lo notaremos en el plumaje porque perderá brillo y más tarde en su salud ya que enfermará.
La dieta va a consistir en semillas, frutas y verduras. Les encanta la manzana pero se la limitaremos porque en exceso les producirá diarrea. La incorporación de verduras y frutas a su alimentación es importante por el aporte de vitaminas.
Tendrá dos comederos y un biberón de agua. Estas mascotas comen poco pero siempre estarán llenos y el agua se la cambiaremos todos los días.

Baño
A los canarios les encanta el agua sobre todo en épocas de mucho calor. Si les colocamos una bañera con agua se meterán a darse un chapuzón. No debemos mantener la bañera por tiempos muy prolongados después del baño, ya que terminará bebiendo de ella y ese agua está sucia lo que puede tener como consecuencia que nuestro canario enferme.

Originally posted 2011-05-09 17:27:24.

Un recuerdo libre y salvaje

No tendría yo más de cinco o seis años cuando descubrí una realidad muy dura. A ver si, con un poco de suerte, el tiempo no traiciona la exactitud del recuerdo del que, por otra parte, no quedan ya testigos.

Solía yo pasar los fines de semana en la casa de mis abuelos, en una aldea en la que en tiempos de máximo esplendor, vivían una docena de vecinos. De chiquillo era de esos hotentotes que martirizaba moscas, cazaba lagartijas y acariciaba a cualquier perro, por grande que fuera.

Por lo que sea, asocio este recuerdo con una sensación de calor, de modo que me imagino que era verano, de lo que se deduce que debía de ir por los caminos vestido con zapatillas y unos calzoncillos y con los brazos cubiertos de arañazos por buscar las moras más frescas y ocultas de la zarza.

Un pajarillo

El caso es que mi abuelo llegó a casa con algo en las manos, para enseñármelo… ¡Un pájaro! Aunque el recuerdo, en ese punto, es borroso, creo recordar que se trataba –en aquel momento no podía saberlo- de un pinzón vulgar. Pero eso es lo de menos.

Lo que sí tengo claro es que el ave parecía sana, de modo que aún no me explico cómo lo atrapó mi abuelo. Y yo quería conservar conmigo tal belleza. Pero, claro, no teníamos jaula ¿Cuál era, pues, la solución?… Atarlo.

La terquedad de un niño inconsciente

Ante mi terquedad y el asomo de lágrimas, mis abuelos accedieron (uno santos, eran) a atar al pájaro con hilo de coser –supongo de nailon- por una pata y sujetar el otro extremo del cabo a uno de los barrotes del balcón.

Durante media hora fui un niño más feliz, si es que podía serlo. Veía al animal revolotear, tan entretenido que ni siquiera le prestaba atención a la lata de agua y los granos de trigo que había dispuesto para él. Inocente de mí.

Una lucha casi inútil

Cuando el pinzón se quedó sin fuerzas para luchar empecé a darme cuenta de lo que ocurría: no estaba jugando sino luchando a brazo partido por su libertad. No es que no tuviera apetito ni sed, sino que el estrés –pena, pesaba yo en ese momento- le impedía alimentarse.

Me di cuenta de que hay animales que no pueden compartir su vida con el ser humano, que, privados de su libertad, simplemente, mueren. A mis cinco añitos, le pedí una tijera a mi abuela, corté el amarre y lo dejé ir.

Luego, me hice con un palo para ir a cazar lagartijas.

Originally posted 2013-02-19 20:00:38.

El loro: ¡¡el más parlanchín!!

Aunque en realidad el nombre más científico sea la familia Psitácidas, se conocen comúnmente como loros o papagayos. Es una gran familia, en ella se integran más de 350 aves distintas. Guacamayos, cacatúas, loriquitos o agapornis, son algunos de los que forman esta súper familia.

Características de los loros

Normalmente, a los loros les gusta vivir en lugares donde el clima es cálido. Aunque se pueden encontrar al rededor de todo el mundo, la mayoría de ellos se encuentran en lugares como Latinoámerica, América central, Australia.

A pesar de que sean distintos entre ellos, hay algunos rasgos comunes a todos ellos como por ejemplo el pico en forma de curva. La mandíbula tiene un recorrido muy corto, tienes solamente cuatro deditos en cada pata y a pesar de que no lo parezca, son una de las aves que mejor escalan, mejor vuelan y más inteligentes.

Aunque siempre hay excepciones, como en todo en la vida, suelen pesar entre 65 gr y 1,5 kg aproximadamente. En cuanto altura, la diferencia también es enorme, pueden medir desde 8,7 cm hasta los 100 cm. Como podéis existe una gran variedad de tamaños y pesos donde elegir.

Se adoptan como animales domésticos

Aunque puede haber algún caso en que no lo sea, los loros y su familia suelen adoptarse como animales para tener en casa. No necesitan grandes cuidados, con que tengan comida, agua, limpieza y espacio suficiente para moverse, es suficiente.

Además, tienen una gran capacidad, actuar por imitación y “hablar” igual. que hacen los humanos. Es muy curioso como terminan por decir todo lo que sus dueños les enseñan. Incluso en el caso de loro Grand Parole, llegó a aprender las palabras más elementales de seis idiomas y llegó a reconocer por su nombre y algunos detalles más a a más de cien personas.

Es verdad que cada animal es un mundo, tienen sus propias manías, sus comidas preferidas, sus maneras de dormir, sus maneras de agradecer el cuidado… pero la verdad es que los loros son muy agradecidos.

Su alimentación

Al igual que en las personas, estos animales también deben tener una dieta sana y equilibrada. Su alimentación puede ser bastante variada, comen frutas, flores, frutos secos, alguna clse de insectos, semillas, brotes…

Pero si la alimentación es importante, también lo es que tengan algo de movimiento. Existen en el mercado juguetes que les entretienen que a su vez, hacen que se muevan de su sitio. Columpios o aros, pueden ser un gran atractivo para que se lo pasen en grande.

 

Originally posted 2013-07-18 19:00:06.