La dieta BARF

BARF es el acrónimo de acrónimo de Biologically Appropriate Raw Food, es decir, alimentación cruda biológicamente apropiada. Los defensores de esta forma de alimentar a perros y gatos defienden que es la manera en la que se alimentan estos animales en su estado natural y por tanto es la más apropiada para ellos.

Argumentan que al cocinar la comida se pierden muchas de sus propiedades beneficiosas y se desaprovechan por tanto todos los nutrientes y vitaminas que pueden aportar al animal. Además los piensos comerciales, para abaratar costo, contienen grano y soja, lo cual es perjudicial sobre todo para los gatos, animales básicamente carnívoros.

Precauciones de la dieta BARF

Cuándo se sigue una dieta BARF hay que tener mucho cuidado con la proporción de alimentos que se les da a nuestros animales a fin de que cubran todas sus necesidades. Si se cree que pueden sufrir alguna carencia hay que proporcionarles los suplementos necesarios para garantizar su salud.

El sistema inmunológico de perros y gatos es muy diferente al de los humanos, así que en principio la carne apta para consumo humano no puede hacerle daño si la consume cruda, a diferencia de lo que ocurre con el ser humano que no la tolera. Pero si se quiere prevenir la aparición de bacterias se puede escaldar la carne con agua hirviendo, sin cocerla, o congelarla durante 20 días.

Según los veterinarios creadores de esta dieta los animales estarán mucho más sanos, tendrán mejor pelo, no existirán los problemas dentales o de mal aliento y vivirán más años.

Contrarios a la dieta BARF

Lo cierto es que la mayoría de los veterinarios son contrarios a los argumentos de la dieta BARF. Si bien es cierto que durante cientos de años los animales han consumido la comida cruda, también es verdad que adaptarse a las mejoras que proporcionan los adelantos modernos es también beneficioso.

De igual modo que antes no se vacunaba a un animal y ahora si se hace, podemos proporcionarle una alimentación mucho más equilibrada gracias a los piensos, que en muchos casos también los hay sin cereales. La alimentación BARF es complicada si se quiere realizar bien ya que hay que saber la proporción correcta de alimentos a darle al animal para evitar carencias.

No todo el mundo tiene los conocimientos necesarios para dar a su animal este tipo de alimentación natural y muchas veces, por desconocimiento o una mala información, se cree que con darle carne cruda, sin mirar cual ni cómo, es suficiente. Una alimentación con pienso está al alcance de todo el mundo ya que solo deberán de medir la cantidad de pienso que le dan al día. Un pienso de calidad no tiene por qué causar problemas dentales ni de aliento al animal.

Cada persona debe de informarse bien y escoger cómo desea alimentar a su animal, conociendo todas las opciones del mercado.

Originally posted 2013-10-01 19:00:07.

Taras comestibles

Admito que cada animal tiene sus taras mentales, y yo no les quito el mérito, pero es verdad que muy pocos animales, tienen todas las taras del mundo, por no decir ninguno, ¿no?

Pues no, porque si yo os presentara a mi perra, os quedaríais anonadados de todas las cosas que se le ocurren a este cachorrito de… catorce años. Y tú te la imaginarás, triste y afligida, en un rincón todo el tiempo, no sé, algo  mayor… perdona, pero no.

Cuando hay comida en juego

Ella tiene siempre hambre, será que el Alzhéimer le ha alcanzado y no se acuerda si ha comido o no, entonces es una bolita muy mona de lanita, ¡que te comería por los pies! Y es más, te lo dice, porque empieza a producir unos sonidos (no ladridos) que te presionan tanto que al final le tienes que dar, porque te mira con una carita…de desencajada, que no tenía bastante con  Alzhéimer sino que también le da el Parkinson.

Yo fardo de ella, porque aparte del alzhéimer, tiene cataratas y no, no son ojos verdes, son dos cataratas,  la de Niágara y la de Iguazú. Yo le tiro al aire a mi perra lo que sea (porque se come hasta la coliflor) , y no-toca-suelo.  Eso sí, cuando la saco a que haga sus necesidades bien que me confunde con todo el mundo y tengo que llamarla porque si no se va con ellos.

Ella, se puede pasar un día perfectamente sin comer pienso, porque sabe, que al final alguien caerá rendido a sus encantos y cazará algo. Pero , si no lo consigue con esa técnica, la muy perra te hace ir a la cocina , te ladra o te va empujando, se pone delante del frigorífico, ¡y te empieza a hacer esos sonidos extraños para pedir comida!.

Ñam, ñam

Mi compañero de piso la tiene un poco mimada, y le da todo lo que ella le pide, y no os podéis imaginar cómo lo mira mi perra cuando lo ve. Es, como la Virgen del Pilar para ella. Así pasa, que sale corriendo detrás de él,  cual cachorrillo longevo a cambio de algo de comer. Dolores ¿qué dolores?

Eso sí, mi perra cuando duerme, duerme como todos los perros, y ya puede caer un terremoto que la tengo que despertar antes yo a ella, porque si por ella fuera salvaría al frigorífico antes que a mí.

 

Alimentación Gatos Persas II

En un artículo anterior establecimos las bases de la alimentación comercial que se compone de comida seca y húmeda y la diferencia que hay entre ambas. En el actual artículo vamos a hablar de los alimentos de nuestra dieta que les pueden gustar a los gatos, la cantidad de alimento que debemos suministrar y el número de veces que debe de comer nuestro gato persa.

Existen personas que prefieren alimentarlo de sobras o darle comida humana como premio, pero con este debemos tener cuidado porque existen ciertos alimentos que debemos cocinarlos antes de dárselos o que debemos de suministrárselos en pequeñas cantidades para evitar que les hagan daño. Como hemos dicho en el artículo anterior, el gato es un animal carnívoro y entre las carnes que podemos poner a su disposición están las de cordero o la de cerdo. El pescado siempre se le daremos hervido o cocido y nos decantaremos por los pescados de tipo blanco como es el bacalao, lo de carne azul, como las sardinas o el atún se les daremos en pequeñas dosis por la cantidad de grasa que contiene este tipo de pescado y su ingestión puede provocar daños en el estómago. Otros productos que podemos darle son la yema del huevo, queso u arroz hervido, evitaremos darle pollo o conejo los huesos de estas carnes tienden a astillarse y se pueden atragantar.

Cantidades

Los gatos cuando son adultos se suministran la cantidad que quieren comer y en que momentos del día alimentarse. Cuando son pequeños y ya no se alimentan de la madre sobre la semana 12 de vida deberemos darle cuatro comidas a lo largo del día, la cantidad a darle va un poco por ensayo error, le echaremos la comida y si nos pide más se lo daremos así hasta saber lo que necesita. No debemos preocuparnos por el exceso porque los gatos tienen límite comen solo lo que necesitan para saciarse. Cuando cumpla las 16 semanas de vida podemos suprimir una, pero no debemos olvidarnos que la cantidad correspondiente a la comida suprimida se deberá repartir de forma proporcional entre las otras tres comidas. Cuando nuestra mascota llegue a edad adulta le podremos dar dos comidas una por la mañana y otra por la noche y él decidirá en que momentos comer.

Es necesario que establezcamos unos momentos del día para suministrarle el alimento y que siempre sean los mismos, los gatos son animales de hábitos.

Alimentación de los gatos

Cuando tenemos una mascota es necesario saber que comida debemos darle, cuántas veces al día, si es necesario darle algún tipo de aporte alimenticio… Para lograr que nuestra mascota no contraiga enfermedades derivadas de la mala alimentación o le falta energía por la ausencia de algún nutriente, en este artículo vamos hablar de la alimentación de los felinos.

Normalmente solucionamos la alimentación de nuestra mascota comprando latas para gatos adultos, están bien porque aportan todos los nutrientes que necesitan, pero es necesario que sepamos que necesitan, para tener unos gatos siempre saludables.

Los nutrientes que necesitan son:

  • Proteínas: Lo reciben a través de la carne, pescado y huevo.
  • Carbohidratos: Arroz, pasta, pan y azúcar.
  • Grasas: Para ellos están mejor las grasas de origen animal en vez de las vegetales, no hay que preocuparse porque ellos no sufren de colesterol ni de enfermedades relacionadas con el exceso de grasa. Deberemos darle comida que les aporte entre el 10 y el 30%
  • Vitaminas Para lograr el aporte necesario le podemos dar hígado una vez a la semana para que absorban la vitamina a y la K.
  • Minerales. No debemos excedernos porque le podemos provocar con enfermedades en el sistema urinarios.

Si les damos latas no nos debemos preocupar, porque ya vienen preparadas por las cantidades necesarias pero podemos optar por prepararle nosotros la comida para ellos debemos tener en cuenta que hay cosas que no podemos darle.

  • Embutidos crudos.
  • Todos los azúcares, chocolate y dulces.
  • Pescado sin cocer previamente.

 

Otro elemento a tener en cuenta en la dieta de nuestro felino es el agua, existe la idea de que los gatos no les gusta nada el agua y que no beben, esto no es cierto y el agua es un elemento fundamental de su dieta ya que a través de ella puede eliminar las proteínas que les sobran, hay que tener en cuenta que su dieta se basa en alimentos proteicos, entonces el exceso lo eliminan con el agua, y previenen que desarrollen problemas urinarios en el futuro. A veces su dieta tenderá a ser húmeda por lo que la ingesta de agua será menor y no deberemos preocuparnos.

A parte de todo lo mencionado, debemos tener otro aspecto en cuenta como es la taurina, es un aminoácido que esta presente en algunos alimentos como la carne para lograr que nuestro gato este sano. Necesitan elevadas dosis  y el gato produce por sí solo poco. La taurina es esencial  para conseguir que el corazón de nuestra mascota funciones bien, además también es importante para el crecimiento y la reproducción y les ayuda hacer la digestión.

En las revisiones con nuestro veterinario medirá los niveles de taurina a través de los análisis de sangre y los resultados obtenidos nos dirán si nos mantenemos con esa alimentación o debemos modificar algo de su dieta.