El comportamiento de nuestro gato

El comportamiento de nuestro amigo, el gato, no es difícil de saber tan solo tienen varias cosas que son fáciles de que nosotros sepamos lo que quieren decirnos muy por lo contrario somos nosotros, pues conocer exactamente todo nuestro lenguaje les resulta difícil e incluso mucho de ellos no logran conocer a la perfección nuestro “lenguaje”. 

Toma de contacto amistosa

El gato nos demuestra esta actitud frotando las mejillas contra las piernas de la persona con la que quiere tener un contacto amistoso, se arrimará a nosotros frotando su cabecita contra nuestras piernas o lamiendo las manos y la cara de la persona con la que quiere establecer una “amistad”.

Irritación

Podemos reconocer fácilmente porque el gato mueve la cola, se encogerá, va a bajar las orejas, se bufará e incluso erizar el pelo(se le ponen los pelos de punta)lo hace cuando se ve en peligro o está enfadado por algo.

Lamer

Los gatos al nacer la madre gata les lame su zona anal para que hagan sus necesidades fecales. Tambien cualquier gato nos lamerá como signo de afecto hacia nosotros. Es su manera de decirnos que nos quieren y que nos dan su afecto.

Pataleo o amasado

Mediante el patqaleo en las tetas de la gata, estimula la salida de la leche. Este comportamiento hacia una persona, significa profunda confianza.

Ronroneo

¿A quien de nosotros no nos ha gustado que un gato nos ronronee? El gato nos demuestra su bienestar ronroneando, significa realmente que están a gusto. Cuando los gatitos son pequeños y todavía amamantando ya empiezan a aprender a ronronear, sin duda alguna es increíble oírles hacer eso!!

Rodar por el suelo:

La gata muestra su conducta sexual natural también ante una persona. Le acerca su parte posterior y empieza a rodar por el suelo ante ella. 

Jugar

Los gatos juegan entre si para poner a prueba su comportamiento social y combativo (luchas de rivalidad).

Como compañeros de juegos tienen a su madre, sus hermanos, otro gatos e incluso ratas y ratones.

Miedo y defensa

En un gato doméstico este comportamiento viene dado por por una mala actitud de la persona. Lo utilizan en situaciones en el que el gato se encuentra acorralado, cuando se siente amenazado.

Instinto de caza y captura

El gato es un animal depredador y actúa como tal. Es por ello que al jugar con una pelota o persiguiendo algo con lo que estemos jugando con él le sale en sus gestos un instinto natural de caza y de captura, haciendo que se nos escape la risa al verlo pero realmente lo que les ocurre es su antepasado depredador que todavía hay en ellos.

Comportamiento de huida

Si el gato, por ejemplo, se ha escapado de casa, nunca deberás perseguirlo inmediatamente para atraparlo. El gato no puede correr durante largas distancias. Al cabo de poco, buscará lo más rápido posible un lugar donde esconderse.

Por lo tanto, quédate tranquilo, no pierdas de vista al animal hasta que deje de huir y se pare. Entonces, podrás acercarte a él lentamente y finjir que no lo ver. Cuando estés cerca de él, háblale tranquilamente e intenta acariciarlo con movimientos suaves y finalmente cogerlo.

Problemas de conducta de los gatos

Algunas veces nuestros gatos se ven afectados de un comportamiento maniático, que puede ser divertido, y nos hace sonreír, pero otros pueden ser mas serios, pudiendo llegar a veces a afectar la salud del animal. Afortunadamente los casos extremos son raros.

Chupar lana
De estas manías, una de las más graves, es el chupar lana. Este comportamiento maniático, es bastante preocupante, primero para el gato, porque ingiriendo hilos de lana, puede provocarse una oclusión grave, necesitando a veces de una intervención quirúrgica. El gato no satisface esta manía, sólo chupando un calcetín o un pedazo de manta, sino que es capaz de abrir cajones y armarios para saciar su manía. Afortunadamente esta manía es bastante rara y por lo general ocurre en siameses.

limpieza
Otra manía patológica, es la tendencia excesiva a limpiarse ciertas partes del cuerpo. La actividad de limpieza es un comportamiento esencial de los felinos, y es muy importante pues puede representar hasta el 30 o 40% de las actividades psíquicas del gato doméstico.
Si este comportamiento se deteriora brutalmente, pueden dejar una parte de su cuerpo totalmente desnuda.

Por lo general estas lesiones se sitúan sobre la cara interna de los muslos, a lo largo de los miembros posteriores o sobre el bajo lomo.  
La piel, puede estar ligeramente irritada, pero por lo general ninguna lesión cutánea. Este tipo de patología es denominada neurodermatosis, que es una patología del comportamiento, ligada al estrés y la ansiedad. Este estrés puede desencadenarse con el cambio de residencia, la llegada de un nuevo ser humano o animal al hogar, atención excesiva al animal., o cualquier factor que perturbe su equilibrio. La explicación es que la limpieza tiene un factor calmante para el animal normal, y en caso de angustia, la necesidad de calmarse aumenta, y entonces el gato aumenta su actividad de lamerse. La manía puede desaparecer espontáneamente, o se remedia si puede identificarse el factor desencadenante.

Morderse las uñas

Otra manía, como en algunos humanos, es morderse las uñas. Aunque esta actividad no es totalmente maniática, demuestra necesidad de entretenimiento. Tiene pocas consecuencias, pero denota un pequeño grado de estrés.
Una forma similar de esta afección se encuentra en algunos que muerden de forma intensa el extremo de su cola y llegan a crearse lesiones sudorosas o hemorrágicas. La causa de esto también parece ser el estrés del gato. Algunas veces una lesión o irritación local, puede precipitar el proceso que se convierte en manía.

Además de estas manías que pueden traer problemas de cierta importancia, los tiene pequeños caprichos y manías que pueden ser graciosas para nosotros,, y no son más que comportamientos repetitivos que un gato en perfecta salud y equilibrio psíquico, puede inventar, y que repiten a lo largo del día o cuando les apetece hacerlos.
Así hay quienes acechan las piernas de sus amos, lo cual es una persistencia de su instinto depredador, otros esconden cosas, o tiran objetos de los muebles o esconden objetos en algunas partes de la casa, o traen objetos de la calle.

Estos comportamientos particulares, les mantienen ocupados y les tranquilizan, sólo se convierten en manías en algunos casos, y realmente sólo es necesario intervenir en algunos casos extremos, el resto del tiempo lo mejor es dejarlos desarrollar los caprichitos que les mantienen ocupados, les reafirman y les calman.

Originally posted 2013-07-01 14:38:12.

Cuando el cachorro lloriquea por la noche

Una de las cosas más habituales que puede suceder cuando llevamos a un cachorro de 8 o 9 semanas a casa es que por la noche no deje pegar ojo porque echa de menos a su madres y a sus hermanos y por tanto se pone a lloriquear.

Esto se puede corregir sí, es algo que se debe intentar eliminar desde el principio de la convivencia para que no vaya a más, y provoquen largas noches de insomnio porque el cachorro no quiere dormir.

Lo primero que se debe hacer cuando llega a casa es establecer el lugar donde va a dormir, se establecerá la habitación y allí se colocará la cuna o manta como lugar de descanso para el cachorro. Es importante que la habitación sea fija, no se puede estar cambiando todos los días, la mascota debe tener claro cual es su lugar para dormir. Una vez establecido, las primeras noches se puede optar por colocar debajo de la cuna un reloj, para que el tic tac le relaje y le recuerde al corazón de la madre. También se puede colocar una botella con agua caliente. Estos métodos son útiles de forma transitoria.
Para evitar los lloros nocturnos, durante el día mientras os encontréis en casa, debéis llevarle a la habitación donde tiene la cuna y una vez allí oscurecerla como si fuera momento de dormir. Vosotros saldréis de la estancia y cerrareis la puerta, y seguiréis con vuestra rutina, con casi total seguridad el cachorro comenzará a llorar, se debe ignorar, porque si se responde a su llanto no se eliminará sino que se producirá el efecto contrario que cada vez vaya a más hasta el punto de ser insoportable.
Aunque se sientan mal porque el cachorro lloriquea, se debe de aguantar y esperar, en el momento en el que guarde silencio, se entrará en la habitación y se le felicitará efusivamente. Es probable que en el momento en el que se le felicite comience de nuevo a llorar, se ignorará el comportamiento saliendo de la habitación y esperando a que vuelva a guardar silencio para entrar y felicitar.
El cachorro poco a poco irá entendiendo que la atención que se le dedica, es en los momentos en los que está tranquilo, y por lo tanto al hacer la asociación poco a poco ira eliminando el llanto. Este proceso puede llevar un par de días si somos constantes.
Se puede pensar que al hacer este ejercicio los vecinos se quejarán, se va hacer durante el día, por lo que el llanto es más soportable durante las horas diurnas que no durante las nocturnas. Cuanto más constante se sea, antes se eliminará y dormirá plácidamente por la noche.

Originally posted 2012-04-18 11:18:32.

La raza San Bernardo

san-bernardo

El San Bernardo es un perro conocido tanto por su gran tamaño físico como por el de su corazón. Este noble animal es famoso por sus numerosos rescates a montañeros extraviados, llevando en el cuello un barril de coñac con el que los salvados calentaban su entumecido cuerpo. Gracias a su denso pelaje el San Bernardo es capaz de soportar temperaturas muy bajas. Es descendiente de los mastines romanos o quizá del Mastín Tibetano, los cuales se cruzaron con los canes suizos, siendo posible que hacia el siglo XI la raza ya se hubiese consolidado. En aquella época este animal se usaba en las fincas de los valles. Su nombre proviene del hospicio San Bernardo de los Alpes suizos, en el cual, desde el siglo XVII se criaba con el objetivo de guiar a los monjes por la nieve y encontrar caminantes perdidos por las ventiscas. Se calcula que rescataron a más de 2.500 personas. En el siglo XIX mezclaron a estos perros con la raza Terranova para así proporcionarle una envergadura y fuerza superiores, dando lugar al San Bernardo de pelo largo. A pesar de todo, esta última raza tenía dificultades con el hielo, por lo que los monjes optaron por ir regalando las crías a la gente que habitaba en zonas menos elevadas como eran los valles.

Al ser una raza creada para la nieve posee unas patas proporcionales a su altura y su peso oscila entre los 55 y los 90 kilos. Se trata de uno de los perros de mayores proporciones y peso aunque con una vida limitada entre los 8 y los 10 años.

El San Bernardo es una mascota ideal para grandes casas con jardín situadas en zonas que no alcancen temperaturas altas. Es un perro al que le encantan los niños y es bueno tanto con ellos como con otras mascotas. Es muy afectuoso y calmado, aunque es adecuado adiestrarlo bien desde cachorro para que no se descontrole en la edad adulta. Un ejemplo divertido de ello es la película Beethoven, protagonizada por un alterado aunque noble San Bernardo. Hemos de tener en cuenta que se trata de un animal con tendencia a babear todo lo que se cruce en su camino y a roncar de noche, por lo que es recomendable tenerlo en el exterior en la medida de lo posible.

Otra dato a tener en cuenta es que este perro, a causa de su gran tamaño, necesita ingerir una cantidad de alimento considerable, esto es de 860 a 1.200 gramos diarios de pienso. Por todo ello debemos ser conscientes del gasto que tendremos que afrontar al adoptarlo. Además el San Bernardo requiere de paseos diarios para favorecer su salud y es recomendable cuidar su higiene (sobre todo en ojos y boca), así como cepillarlo diariamente. Una vez por semana debe hacérsele recorrer una distancia superior a la habitual (que sea el perro quien la concrete) y si puede ser dejarle que corra libre por alguna zona que lo permita.

Si sois capaces de darle una vida estupenda y queréis que os la de a vosotros, adoptar a este pequeño gran amigo es la solución.

Originally posted 2011-08-26 20:31:28.

Erizo de tierra cuidado y comportamiento

En un anterior post hablamos del Erizo de tierra africano y sus cuidado a nivel general, en este artículo vamos a profundizar sobre algunos aspectos para que sí nos decidimos adquirir a un erizo como mascota tengamos claro como cuidarlo y que aspectos debemos tener en cuenta para que la relación persona-animal sea la adecuada.

El hogar del erizo debe ser una jaula cuya tapa no tenga rendijas sino que sea de un material homogeneo para que no escape. Dentro de la jaula deberemos colocar un objeto que haga de cama para él, este puede ser de un material reciclado como una caja de zapatos  con telas dentro, o un polar viejo. A los erizos les encanta estar calentitos  con lo cual sí colocamos telar de polar van a estar encantados. El sustrato que le pongamos en el fondo de su jaula debe ser  uno que no le haga daño a sus patas porque éstas son bastante delicadas. Dentro del sustrato podemos diferenciar una zona para que haga allí sus necesidades. La jaula la colocaremos en un lugar en el que no haya corrientes de aire o haga frío porque son animales muy delicados y no soportan las bajas temperaturas, sino encontramos un lugar en la casa donde la temperatura sea la adecuada lo que haremos será colocarlo un calefactor o una lámpara como se hace con los reptiles.

El recipiente de comida será de metal y estará un poco elevado, es decir tiene que estar uno o dos centímetros por encima del suelo, porque los erizos no son nada limpios por lo que las heces o el sustrato pueden terminar en el comedero.

El bebedero para evitar lo mismo que con el comedero, usaremos un biberón de los que se pone a disposición de los roedores. se enganchan en la jaula y no tienen problema de que se ensucie, eso sí la cambiaremos una vez al día.

Los erizos suelen ser animales solitarios en su hábitat exceptuando en el momento de la procreación que entonces sí que se juntan las hembras con los machos y viceversa. Para lograr que nuestro erizo sea sociable con los humanos y se deje coger sin problema deberemos cogerle todos los días durante un tiempo más o menos largo. Los primeros días que llegue a casa, es muy posible que cuando nos acerquemos se haga una bola no debemos preocuparnos, esta en el periodo de adaptación, para él todo lo que le rodea es extraño por lo que su mecanismo de defensa es hacerse una bola.

 

<iframe width=”420″ height=”315″ src=”http://www.youtube.com/embed/CifZetGTVv8?rel=0″ frameborder=”0″ allowfullscreen></iframe>

Originally posted 2012-02-17 09:23:48.

Erizo de tierra comportamiento e higiene

En el anterior post hable un poco por encima del comportamiento de los erizos africanos de tierra, en este vamos a seguir profundizando para que nuestra nueva mascota se  relacione adecuadamente con nosotros y no tengamos problemas de que nos pique con las púas o cada vez que nos acerquemos se haga una bola.

Los erizos no muerden, pero sí que es cierto que cuando notan un peligro se hacen una bola para evitar los daños, sí les cogemos con suavidad no tienen porque hacernos daños sus púas. Los primeros días de la llegada a casa será eso una bola cada vez que nos acerquemos pero seremos pacientes y en los siguientes días seguro que ya no lo hace.  También en esos primero días existen muchas posibilidades de que cuando le tengamos cogido se haga pis y cacas, es su segunda opción para conseguir que les soltemos, no lo haremos por mucho que nos incomode esa situación, nos limpiaremos con el erizo entre nuestras manos, suavemente sin hacer gesto demasiados bruscos.

Notaremos que va cogiendo confianza con nosotros cuando camine sobre nuestras manos, brazos,  y el resto del cuerpo, deberemos dejarle hacerlo.  Con esta acción no solo está cogiendo confianza sino que también sirve para que vaya reconociendo nuestro olor.  Cuando camine sobre nosotros y se pare deberemos de aprovechar para darle unos mimos y hablarle. La voz también es un elemento importante para que nos reconozca. Las caricias deben ser desde la cabeza hacia la cola, hacerlo al revés le puede incomodar y molestar a nuestra mascota.

Todos los días les deberemos dejar caminar un poco, sí es posible cuando despierte porque es el momento en que seguramente defequen y sí caminan les resulta más fácil. Cuando les soltemos por la casa deberemos estar un poco pendientes de ellos porque les gusta esconderse y en esos momentos también deberemos hablarles y acercarnos a ellos para que se acostumbren a nuestra presencia.

En lo que se refiere a su higiene, no debemos preocuparnos, ellos mismo se encargan de ella, lo hacen a través de lamerse la tripa y se acicalan las púas,  el peinado de las púas lo hacen con las patas.

Como podéis ver a través de los diferentes post estos animales son bastantes afables de carácter y no tienen demasiado cuidados con las nociones dadas se puede tener este animal en perfectas condiciones y lograr una relación adecuada entre nuestra mascota y nosotros.

 

Originally posted 2012-02-18 09:41:20.